El Lenguaje del Corazón

No se cuántas historias como la de Hellen Keller habrá en el mundo, no se cuántas en México. Lo que sí sé, es que existen muchas Ann Sullivan y son complementarias : no podría haber sido una, sin la otra.




Marie es una chica "salvaje" que vivía con sus padres sin poder expresarse, se comunicaba con el mundo exterior únicamente por el tacto. Ella reconoce a sus padres que la aman, pero no saben como educarla. La llevan al internado de Poitiers en Francia, atendido por unas religiosas, dónde a primera impresión la directora dice que, un "no podemos ", no es para ellas. Y hay una mujer, Margarithe que se deja interpelar por esta niña. Ella la entiende no como una niña salvaje sino como un "alma en prisión ", un espíritu en movimiento. Y comienza por tratar de entender en su cuerpo lo a siente Marie; se tapona los oídos y se hace tapar los ojos. De esta manera se mete en el mundo de ella, antes de querer sacarla al mundo de los normales.

Hay una lucha férrea entre Marie y Margarithe, que las demás  juzgan como estéril pues no da frutos. Cuando logra enseñarla a vestirse, a comer,  a bañarse, sometiéndola por la fuerza física, hasta entonces, comienza el aprendizaje de lengua de señas con las manos. Comienza por las necesidades básicas, a captar su atención. Después, va al aprendizaje simbólico, el lenguaje. Y la primer seña que le muestra , no es la que margarita considere la mas importante, o necesaria desde sus criterios de adulta  . Primero observa y después enseña, lo que para Marie es su objeto preferido, un cuchillo, algo que le dieron sus padres. Y pasa Margarithe muchas horas en el comedor ayudando a Marie a hacer esta relación objeto-palabra-acción . Y la "palabra" que se hace con las manos, es un gesto.




Con paciencia y firmeza, lo logra. Finalmente, Marie entiende esta relación y de ahí surge la explosión del lenguaje. Para Marie marca un antes y un después, reconoce, valora, aprende, se forma y se convierte en maestra de niñas sordas y ciegas. La diferencia en esa institución la hizo Margarithe. Su intuición, su decisión, su apertura.


Esta película me hizo pensar en José*. José es un niño de 5 años con #SdeDown, además de pensar en sus padres  y maestras. Todas sabemos que él es muy, muy inteligente. Sin embargo, había solamente dos vías de comunicación con él: la imitación y el lenguaje corporal. 
Las señas que de manera natural él y sus padres inventaron. Todo lo concreto y al alcance de su mano lo podía comunicar; para comer, bañarse, dormir e ir al baño había gestos y sonidos naturales asociados a las acciones u objetos. Pero no tenía una manera para decir "quiero ir al parque", "me gustaría ir a casa de mi abuelita" o "un compañero me pegó hoy en la escuela".

Encontramos como alternativa de comunicación el método Makaton... ¿Que es Makaton? Es otra historia que les compartiremos la próxima semana. Compartir es el camino para la inclusión. 

*Los nombres utilizados son creados para proteger la identidad de nuestros alumnos.

Comentarios